Acceso Abierto


El Acceso Abierto (AA, Open Access en inglés) es un movimiento que promueve el acceso libre y gratuito a la literatura científica, fomentando su libre disponibilidad en Internet y permitiendo a cualquier usuario su lectura, descarga, copia, impresión, distribución o cualquier otro uso legal de la misma, sin ninguna barrera financiera, técnica o de cualquier otro tipo. La única restricción sobre la distribución y reproducción es dar al autor el control sobre la integridad de su trabajo y el derecho a ser adecuadamente reconocido y citado.

El principal objetivo del acceso abierto es aumentar el impacto de la investigación al incrementar el acceso a la misma y contribuir a que la sociedad se beneficie de modo más directo con los avances del conocimiento científico.

Las universidades y otras instituciones académicas sustentan a los investigadores que escriben artículos que son enviados a las editoriales para su publicación al tiempo que los mismos autores realizan la actividad de evaluación de los trabajos escritos por otros investigadores, en el mecanismo que se denomina revisión por pares o referato, antes de la publicación. De ese modo, la actividad de producción y de evaluación de los contenidos que publican las revistas científicas se realiza sin ninguna retribución económica a los autores por parte de las editoriales. Al mismo tiempo, las mismas instituciones que producen el conocimiento deben costear las suscripciones a las publicaciones científicas. Esta situación configura una paradoja: las universidades y otras instituciones financian la producción de conocimiento y deben pagar para su acceso.

El Acceso Abierto procura abordar esta situación así como disminuir o eliminar otras restricciones que muchas veces tiene esa producción: el desconocimiento, la dispersión y la carencia de registro, la falta de visibilidad de las publicaciones locales.

En los países de América Latina el Acceso Abierto se justifica aún más, si se tiene en cuenta que la literatura científica se genera en su mayor parte en el seno de entidades públicas, costeada con recursos públicos. En contraste con ello, la literatura científica en el mundo se encuentra monopolizada por grandes grupos editoriales que cada vez han ido poniendo precios más elevados a la distribución de la información generada, en gran medida mediante aportaciones públicas.

Surgido en la década del 90 desde el interior de la comunidad académica internacional, se consolidó formalmente a través de tres declaraciones:

En ellas se establecieron los alcances del Movimiento y se especificaron las vías de su realización: la vía verde u organización de repositorios institucionales o temáticos en los que se alojan y dan acceso en línea en forma gratuita las obras resultantes de la investigación y de la actividad académica, y la vía dorada, o revistas de Acceso Abierto, que cubren sus costos de diferentes maneras sin cobrar a los lectores.

A julio de 2014 existen 2701 repositorios registrados en el Directorio Open Doar (http://www.opendoar.org), de los que 1839 son repositorios de facultades o universidades.

Para la misma fecha se registran 9914 títulos de revistas de Acceso Abierto en el Directorio Open DOAJ (http://doaj.org).

La Facultad de Ciencias Económicas de la UBA sostiene ocho revistas con referato, que se encuentran indexadas en bases de datos internacionales (ir a la Colección de Revistas FCE), ofreciendo en forma abierta los avances de sus investigadores.

La Biblioteca Digital de la Facultad se inserta en la vía verde del Acceso Abierto.

En Argentina se han tomado varias iniciativas de políticas públicas de Acceso Abierto: la creación del Sistema Nacional de Repositorios Digitales (SNRD) y la Ley 26899: Creación de Repositorios Digitales Institucionales de Acceso Abierto, Propios o Compartidos (ir a la Legislación y Normativa)